Fecha : 2011-01-03
  En Bolivia la gasolina es más barata que el agua y la cerveza
Economía

La subvención a los combustibles puede llegar a $us 4 mil millones en 2015

El vicepresidente Álvaro García Linera afirmó ayer que debido a la subvención estatal a los combustibles, cuyo presupuesto para este año llegará a 1.002 millones de dólares, la gasolina es más barata que el agua e incluso la cerveza.

“El costo de dos botellitas de agua es de cuatro bolivianos y un litro de gasolina cuesta 3,74 bolivianos, cuesta menos, incluso menos que una botella de cerveza”, señaló García Linera en el programa El Pueblo es Noticia de la red Patria Nueva.

De acuerdo con la autoridad, pese al bajo precio que tiene tanto la gasolina como el diésel en el mercado nacional, ambos derivados del petróleo cuestan mucho en su obtención en el proceso de exploración y explotación.

Asimismo, indicó que el sector petrolero requiere un incentivo a la producción de líquidos, porque el precio del barril de petróleo en el país está congelado en 27 dólares, cuando en el mercado internacional cuesta más de 90 dólares.

“Producir petróleo es poco rentable, a YPFB producir petróleo le cuesta 50 y 60 dólares el barril, pero aquí le tiene que entregar a la refinería en 27 dólares”, apuntó García Linera.

El Estado subvenciona la importación de diésel y gasolina, cuyo monto llegó a 380 millones de dólares en la pasada gestión, mientras que para este año el presupuesto para ese requerimiento llega a 1.002 millones.

El Gobierno asegura que los recursos que se pierden por el subsidio a los carburantes, como los 380 millones de dólares, pueden ser utilizados en la construcción de 15 hospitales de tercer nivel con equipo completo, además de la pavimentación de varios kilómetros de carretera, conexiones de alcantarillado, entre otros.

De acuerdo con García Linera, cada año se incrementa más el subsidio a los combustibles debido a que Bolivia mejoró la producción de alimentos como el trigo y la soya, además del crecimiento del transporte.

Agregó que la agroindustria es el mayor consumidor de diésel, mientras que el transporte se lleva la mayor parte de la gasolina.

“La subvención de hidrocarburos favorece al que más consume, ¿quién es el que más consume?, la agroindustria con el diésel”, dijo la autoridad.


La subvención llegará a $us 4 mil millones


El vicepresidente Álvaro García Linera afirmó ayer que la subvención estatal a la importación de gasolina y diésel puede llegar a cuatro mil millones de dólares hasta el año 2015, tomando en cuenta que para la presente gestión se presupuestó un total de 1.002 millones de dólares.

“Si en 2011 es de mil dos millones (de dólares), ¿en 2015 cuánto será? De mantenerse esta situación, en 2015 esto será dos mil, tres mil, cuatro mil millones de dólares de importación, esto es mucho dinero que va afuera”, sostuvo la autoridad.

Se estima que de los 1.002 millones de dólares, al menos unos 500 millones serán gastados en la subvención, de los cuales alrededor del 50 por ciento se va al contrabando, agregó García Linera.

En esa línea, dijo que se hace urgente frenar el desangramiento de la economía nacional, ocasionada por la subvención a los carburantes.

Ver más temas relacionados
 

 Edición Impresa

Ver versión impresa
Ver versión impresa


 Hemeroteca Digital


 Hoy en la Historia

25 de abril en la historia

1899. Asesinato de Zárate Wilca en Chullunkhiri.