Víctor Borda alerta de que está en marcha un golpe

Los cívicos cruceños ratificaron el paro indefinido a partir del 10 de octubre.
Foto: @ComiteProSc

 

Cambio - Edición impresa

El presidente de la Cámara de Diputados, Víctor Borda, alertó ayer de que está en marcha un “golpe a la democracia” por parte del Comité Nacional de Defensa de la Democracia (Conade) y cívicos de algunas regiones del país que decidieron iniciar un paro indefinido a partir del 10 de octubre en contra de los vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE).

“Creo que hay intentos desesperados. Algunos activistas políticos, comités cívicos y militantes de partidos de oposición quieren generar un golpe a la democracia a través de inviabilizar las elecciones del 20 de octubre”, alertó el diputado en declaraciones a Cambio.

Borda señaló que no es una “simple coincidencia que los comités cívicos hayan planteado que a partir del 10 de octubre inicien movilizaciones, desconociendo al Órgano Electoral Plurinacional”. Dijo que si se hace viable la petición de estos grupos opositores y los vocales del TSE renuncian, se frustraría el proceso electoral.

“Ellos no quieren elecciones, ellos que hablan de tiranía quieren, a partir del 20 de octubre, implementar un gobierno que no tenga el respaldo de la voluntad del pueblo boliviano, un gobierno totalmente antidemocrático”, advirtió el titular de Diputados.

Sin el respaldo de Tarija ni de Chuquisaca, dirigentes de los comités cívicos de Cochabamba, El Alto, La Paz, Oruro y Potosí anunciaron que iniciarán un paro indefinido a partir del 10 de octubre, 10 días antes de las elecciones nacionales.

Estos sectores, que tienen el apoyo del Conade, se oponen a que el presidente Evo Morales y el vicepresidente Álvaro García Linera, que cuentan con un alto respaldo ciudadano, de acuerdo con varias encuestas, vuelvan a postularse en las elecciones de octubre. Además piden la renuncia de los vocales del TSE.

Morales y García Linera, al igual que todas las autoridades nacionales y subnacionales, fueron habilitados para postularse en futuras elecciones por la sentencia 84/2017 del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP).

A la par de esa decisión, el Comité Cívico Pro Santa Cruz determinó unir la exigencia del veto a la candidatura del binomio del MAS-IPSP con las demandas en torno a los incendios en la Chiquitania.

Además de pedir la anulación del Decreto Supremo 3973 y de convocar un cabildo, que aún no tiene fecha, decidió apoyar la denominada X Marcha por la Vida en defensa de la tierra y el territorio, convocada por una fracción de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), que partirá el 16 de septiembre de San Ignacio de Velasco, Santa Cruz, hacia la sede de gobierno.

Ante esos anuncios, Borda sugirió a los activistas políticos y a los cívicos sincerar sus posturas ante la población.

“Deberían ser más sinceros con el pueblo boliviano y decir que no quieren elecciones”, les instó Borda.

Recordó que no se puede permitir movilizaciones y campañas días previos a las elecciones de octubre y que por tanto estos sectores “están buscando no solo desconocer un proceso electoral, sino generar confrontación, enfrentamiento entre la población”.

“Es el momento de que el ciudadano común se pronuncie, se manifieste”, sostuvo.

Para las elecciones generales del 20 de octubre están habilitados nueve binomios de igual número de organizaciones políticas.