Huracán Dorian causa estragos a su paso por las Bahamas

El archipiélago de Bahamas es un paisaje desolador tras el paso del huracán Dorian.
Foto: AFP

 

DW / Cambio - Edición impresa

La estela de destrucción provocada por el huracán Dorian dejó al momento 43 fallecidos y cientos de desaparecidos, según reportes oficiales.

Asimismo, se registraron millonarios daños en infraestructura. El primer ministro de las Bahamas, Hubert Minnis, informó que de los 43 muertos, 35 perdieron la vida en las islas Ábaco y ocho en Gran Bahama. “Es catastrófico y devastador”, dijo en un comunicado la noche del viernes citado por el diario The Tribune Newspaper.

“Cientos y hasta miles de personas, literalmente, están desaparecidas aún”, dijo a CNN Joy Jibrilu, director general del Ministerio para el Turismo y la Aviación.

Las autoridades prepararan a la población para noticias aún peores. Con tantos desaparecidos, “se espera que el número de fallecidos aumente de manera significativa”, advirtió Erica Wells Cox, portavoz del primer ministro en la cadena estadounidense NBC.

Por su parte, el ministro de Salud, Duane Sands, pronosticó que la eventual cifra total de muertos será “impresionante”.

Rumbo a Canadá

Y mientras Bahamas intenta ponerse de pie, Dorian avanza hacia el noreste en EEUU a 41 kilómetros por hora y se encuentra rumbo a Nantucket (Massachusetts).

El huracán convertido en ciclón mantiene vientos máximos sostenidos de 140 kilómetros por hora y amenaza con manifestarse en Nueva Escocia (Canadá), informó el Centro Nacional estadounidense de Huracanes.

La agencia estima que hoy el centro de Dorian debería pasar al sureste del extremo suroriental de Nueva Inglaterra y luego desplazarse a través de la ya citada Nueva Escocia y Terranova. Se espera que toque tierra canadiense la noche del sábado, donde las autoridades emitieron advertencias también para Newfoundland.

Ubicado en la categoría 5 en la escala de Saffir-Simpson —la más alta— durante los primeros días del mes, Dorian es el segundo huracán más poderoso del que se tenga registro en la región y es el más intenso de 2019.