Se invertirá más de $us 3.000 millones para industrialización en el salar

Alberto Echazú, viceministro de Tecnologías Alternativas.
Foto: Jorge Mamani

 

Redacción central / Cambio - Edición impresa

Por primera vez en la historia de Potosí y del país, el Gobierno invertirá más de $us 3.000 millones para industrializar el litio que se encuentra en ese departamento, afirmó ayer el viceministro de Altas Tecnologías Energéticas, Luis Alberto Echazú.

“La propia inversión que se está haciendo es la mayor en la historia de la minería en Bolivia; 600 millones de dólares, esa inversión era toda la inversión pública antes del período del presidente Morales, y todavía hay un restante que van a ser 900 millones, las inversiones con la asociación van a ser casi 3.000 millones”, afirmó en el programa Polémica.

Por otra parte, dijo que si bien antes Potosí estaba postergado incluso después de haber sido saqueado por los españoles, hoy se proyecta como una región de desarrollo y progreso. Actualmente se invierte en la integración caminera y gracias a ello es el departamento que tiene las mejores vías asfaltadas del país.

También se construye en el departamento la fábrica de cemento Ecebol, se mejoró el índice de electrificación rural, se solucionó el problema de provisión de agua para riego, cuenta con el centro fotovoltaico más grande del país y se tiene previsto en esta región construir el Centro de Investigación en Ciencia y Tecnología de Materiales y Recursos Evaporíticos de Bolivia.

“Decir que Potosí ha sido postergado, sí, pero no en este Gobierno; en todos los anteriores desde la Colonia hasta el 2005, estoy de acuerdo (…) Potosí está arrancando y va a arrancar porque tiene riqueza y tiene gente; Potosí ya está mejorando porque antes de esto no había ningún empleo en el salar, ahora hay 500”, aseveró Echazú.

De acuerdo con el gerente de Yacimientos de Litio Bolivianos (YLB), Juan Carlos Montenegro, a la fecha se invirtieron más de 600 millones de dólares para la industrialización del mineral. La inversión ejecutada hasta la fecha incluye las dos primeras fases del proyecto del litio en Bolivia, es decir, la instalación de plantas piloto en el salar de Uyuni, en Potosí, y las factorías industriales, como la de carbonato de litio, explicó el gerente de la estatal YLB.

Echazú también indicó que en la planilla de la planta que opera en Potosí, más del 54% son potosinos, entre ellos científicos e investigadores que día a día trabajan para fortalecer la consolidación de este proyecto.

Por otra parte, la autoridad recordó que si bien ahora la oposición busca abanderarse políticamente con el tema del litio, no hizo nada durante todos los años en los que estuvo a cargo de la administración del Estado y que por primera vez se está trabajando para que Potosí se convierta en un departamento líder del desarrollo científico.

“¿Qué hicieron con el litio?, se sabía que había litio en Potosí y en Oruro desde 1980; ¿qué hicieron en 25 años?, nos dicen que no había dinero, pero había para gastos reservados y mucha plata, pero para industrializar no había. ¿Qué dice la Constitución Política del Estado?, los recursos naturales son de todo el pueblo boliviano; no dice que los recursos que hay en Potosí serán de los potosinos, los recursos que hay en Tarija serán de los tarijeños, eso no dice la Constitución, los recursos estratégicos son de todo el pueblo boliviano, y cuando se trata de un recurso como este debe haber una empresa estratégica nacional y no puede haber una departamental”, manifestó.