Director de la Agencia Estatal de Vivienda Chuquisaca es aprehendido por corrupción; Gobierno asegura cero tolerancia 

Irineo Condori Carlos, jefe departamental de la Agencia Estatal de Vivienda (AEVIVIENDA) Chuquisaca.
Foto: Tomado de Correo del Sur.

 

Cambio Digital

Irineo Condori Carlos, jefe departamental de la Agencia Estatal de Vivienda (AEVivienda) de Chuquisaca y exdiputado nacional (2010-2015) sonsacaba entre Bs 50 mil, Bs 200 mil y hasta el 50% de utilidades por obra, denunció el Ministro de Justicia, Héctor Arce en conferencia de prensa de la ciudad de Sucre.

Esta mañana, el imputado fue detenido y aprehendido en la ciudad de Tarija y luego trasladado a Sucre por la Policía Boliviana y el Ministerio Público, informó Arce.

“A partir de una investigación que se dio al más alto nivel, se ha logrado identificar que el señor Irineo Condori Carlos, jefe departamental de la Agencia Estatal de Vivienda, en Chuquisaca. Está involucrado en graves hechos de corrupción que implican el cobro de dinero a diferentes empresas, la solicitud de determinados porcentajes por la adjudicación de obras desde la gestión 2017”, indicó el Ministro de Justicia.

En ese contexto explicó que después de un seguimiento y trabajo coordinado con los ministerios de Gobierno y Obras Públicas y la Fiscalía General, se presentó la denuncia al Ministerio Publico, que confirmaron las pesquisas presentadas.  

“Ésta es una muestra más de que no protegemos a nadie, no callamos ninguna denuncia y, cualquier hecho de corrupción, venga de donde venga, se produzca donde se produzca, sea en una instancia gubernamental, departamental, es siempre perseguido y sancionado con todo el rigor de la ley”, manifestó.

Antecedentes:

A la fecha existen tres denuncias concretas referidas a la Agencia Estatal de Vivienda (AEVivienda), en Sucre, que identifican la participación directa del director departamental de la AEVIvienda, Irineo Condori Carlos, en la adjudicación de procesos de contratación a través del direccionamiento previo de pago de beneficios ilícitos o exigencias económicas que deberían cumplirse en el transcurso del proceso de contratación. Esta situación configura hechos referidos a delitos de concusión, extorsión y uso indebido de influencias.

Arce recordó que el Plan de Vivienda se creó para la construcción de casas a los sectores humildes y más necesitados.

“Como nunca antes, se ha hecho un proceso de asignación de viviendas en el área urbana y rural que ha dado un resultado verdaderamente extraordinario. El que haya habido hechos de corrupción en esta labor tan importante como lo es la de proveer de viviendas a las personas más necesitadas, es un hecho inaceptable, es un verdadero crimen”, puntualizó.