Presentan al autor confeso del asesinato de familia en Brasil

Gustavo Santos Vargas Arias es presentado en la fuerza anticrimen.
Foto: APG

 

Redacción central / Cambio – Edición impresa

Tras su captura el sábado en la ciudad de Santa Cruz, la Policía Boliviana presentó ayer a Gustavo Santos Vargas Arias (37), autor confeso del asesinato y descuartizamiento de una familia boliviana que radicaba en Sao Paulo, Brasil.

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, informó ayer que se harán los trámites con la Interpol para hacer la entrega del aprehendido,  puesto que fue en ese país donde se cometió el macabro crimen.

“Este asesinato tiene que ver con pugnas de intereses, puesto que una vez realizada la entrevista correspondiente por la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), Gustavo Santos Vargas Arias no solamente confiesa la comisión  de este triple asesinato, sino que eran socios”, aseguró Romero.

Vargas es acusado de matar a una familia boliviana de tres miembros. Los cuerpos de Jesús Reynaldo Condori, su esposa Irma Morante y el hijo de la pareja, Gian Abner Morante, fueron encontrados descuartizados en sacos de plástico, escondidos en maletas dentro del baño de una vivienda.

El coronel Gonzalo Medina, director de la fuerza anticrimen de Santa Cruz, informó que el sindicado ingresó al país por Puerto Quijarro y estuvo alojado en diferentes lugares de la ciudad; deambuló en esa urbe por tres semanas, se hizo crecer el cabello y el vello facial para cambiar su apariencia. Vargas hizo una llamada a su hermano. La Policía tomó conocimiento de ello e hizo el trabajo técnico de localizar el origen del contacto, así se encontró la vivienda del prófugo.

El acusado confesó que tuvo una discusión por temas económicos con su concuñado (Jesús Condori), a quien mató primero; horas después asesinó a la mujer y dos días más tarde al niño.