Hallan armas y municiones en un domicilio

Parte del arsenal.
Foto: Gonzalo Jallasi

R.M.B. / Cambio

Un allanamiento realizado por personal de la FELCC y de la Fiscalía de La Paz en un condominio de la zona de Cota Cota posibilitó el secuestro de una enorme cantidad de armas de fuego y al menos 5.000 proyectiles de diverso calibre.

El operativo se realizó ayer por la mañana y luego del secuestro del armamento se detuvo al propietario, quien argumentó que lo almacenó porque se dedica a la caza deportiva.

Según Juan José Millán, jefe de la División Propiedades de la fuerza anticrimen paceña, se encontraron más de 300 cajas con proyectiles de diferente calibre, incluso prohibidos.

“Tenía proyectiles calibre 20 y 50, que son antiblindaje ya que pueden vulnerar las placas de los vehículos que transportan remesas. También había munición de mortero, granadas, escopetas, rifles, revólveres y una serie de armas de uso militar que ni siquiera la Ley 400 (de Control de Armas de Fuego, Municiones, Explosivos y otros Materiales Relacionados) permite legalizar porque es munición prohibida, incluso en el exterior”, dijo.

El propietario de las armas y municiones fue aprehendido para establecer cómo obtuvo ese armamento y cuál era su destino, aunque no se descarta que se dedique a traficarlas.

“Muchos ya no se usan porque su capacidad de daño es muy grande. Queremos evitar que ese arsenal termine en manos de antisociales que pueden cometer atracos, asaltos o robar remesas. La documentación que presentó es casi nula y no supo explicar su origen”, indicó Millán.

La Policía no descarta que esta persona, de nacionalidad boliviana, se dedique a vender las armas y las municiones a grupos delincuenciales que cometen robos en el país y el exterior.