Leyes anula un espacio de intercambio cultural

Jackeline Rojas Heredia / Cambio
La presentación y aprobación de una ley municipal que restringe el acceso a la plaza principal de Cochabamba 14 de Septiembre ha generado diversas manifestaciones de rechazo e indignación, a través de la protesta de grupos, autoridades y personalidades de esa ciudad.
“Recibí esa ley con mucha sorpresa porque creí que en estos tiempos ya no era posible algo así. La plaza, como muchas en el mundo entero, es un espacio en el que se realizan actividades culturales, artísticas, comerciales, religiosas, actividades múltiples que los ciudadanos ejecutan con libertad”, dijo Estela Rivera Eid, artista y actual asambleísta de Cochabamba.
De acuerdo con las declaraciones realizadas por el actual presidente del Concejo municipal de esa ciudad, Edgar Gainza, el objetivo de la ley es cuidar el patrimonio. Además, el espacio es para las “personas de familia”.
Ante esas afirmaciones de evidente discriminación en un Estado Pluricultural, multilingüe y diverso. Rivera dijo que tal discurso es falso, porque “el patrimonio de todo pueblo son los seres humanos”.
La asambleísta afirmó que “la plaza es del pueblo y es el pueblo el que le ha dado, a la plaza, los usos que ha creído conveniente”.
Leyes vulneradas
El viceministro de Descolonización, Félix Cárdenas Aguilar, repudio la actitud a la que calificó de “cavernaria”, comentó que desde su viceministerio se lucha para socializar la Ley 045 contra toda forma de discriminación “y luego aparece un solo hombre que a nombre de ser alcalde está echando todo por la borda, aparece y empieza a prohibir todo”, manifestó. Analizó que sobre la base de los principios constitucionales vigentes, esa norma municipal viola leyes y derechos individuales además de atentar contra la Ley 045. Cárdenas dijo que José María Leyes, alcalde de Cochabamba “sueña que ha ganado el No, entonces dice No entren a mi plaza, NO campesinos, No mujeres de pollera, ni comerciantes. Es una actitud del siglo X o del V”.
Tanto Rivera como Cárdenas aguardan que la propia población cochabambina sea la que protagonice la defensa de sus derechos y la libertad de expresarse libremente por la plaza 14 de Septiembre.