Cocarico: En La Asunta se cultiva el 50% de toda la coca de Yungas

El ministro César Cocarico explica con ayuda de un mapa la situación de los cultivos excedentarios en La Asunta.
Foto: Ministerio de Desarrollo Rural

Roberto Medina Buezo / Cambio

El ministro de Desarrollo Rural y Tierras, César Cocarico, afirmó que en la actualidad en el municipio de La Asunta (Sud Yungas) se cultiva la mitad de la producción de toda la coca de los Yungas, por ello debe continuar la erradicación de coca ilegal y excedentaria.

Según el informe de monitoreo de cultivos de coca 2018 de la UNODC (Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, por sus siglas en inglés), este territorio produce el 41% de la coca de los Yungas, aunque Cocarico aclaró que ese cálculo se hizo de acuerdo con una escala que corresponde a todo el departamento. 

“En las zonas de altura se cultiva una tonelada/hectárea año, pero en La Asunta se cultiva igual que en el trópico de Cochabamba, dos toneladas/hectáreas año; por lo tanto, la mitad de la producción hoy corresponde a ese municipio”, detalló en conferencia de prensa.

Recordó que, de las 12 mil hectáreas (ha) que autorizaba la Ley 1008, hubo un incremento de 10 mil hectáreas; por ello, la Ley General de la Coca establece 22 mil hectáreas de cultivos: 14.300 para los Yungas de La Paz y 7.700 para el trópico de Cochabamba.

“Incrementamos el área de cultivos y, a pesar de ello, tenemos problemas porque después de 10 años se quiere duplicar, en especial de parte de productores de La Asunta. En los sectores tradicionales, como Coripata, Coroico, Chulumani, Yanacachi, no tenemos ningún problema porque toda el área está establecida y es con el control de las organizaciones sociales; sin embargo, en La Asunta no pasa eso.

En las exhaciendas se cultiva tradicionalmente, pero más abajo son comunidades migrantes en las que no se respeta lo acordado”, sostuvo.

Detalló que toda la federación de La Asunta es una zona migrante y que en 2008 fueron afiliados 3.600 socios en acuerdo con Adepcoca (Asociación Departamental de Productores de Coca), pero ahora quieren crecer a 7.000. “Aparte, cada uno quiere tener una hectárea, lo que no pasa en la zona tradicional, donde algunos productores tienen menos de un cato (2.500 metros cuadrados) y máximo tres”.

Duplicación de áreas

Productores de la localidad San Antonio demandaron 3.500 nuevas autorizaciones, aparte de las 3.600 que tienen. Si el Gobierno atendiera esta exigencia, significaría que de las 22 mil hectáreas que hay en la actualidad se incrementarían a 25 mil. “Está intención es irracional”, aseguró.

De acuerdo con los convenios de 2006, en la comunidad San Antonio hay 46 afiliados, pero se quiere llegar a 150. “Quieren legalizar a otros más, pero no corresponde. También piden la abrogación de la Ley de la Coca porque quieren mayores productores en La Asunta y duplicar a más de 7.000; son pedidos irracionales que no se pueden atender”, aseveró.

Concertación

Indicó que mediante la concertación se pudieron racionalizar los cultivos excedentarios de coca en varios sectores de La Asunta y que, a pesar de algunos problemas, se destruyeron 1.200 hectáreas. “Sólo hay conflictos donde hay indicios de producción de droga, como en San Antonio, y hay grupos armados que defienden ese sector”.

“Ya hemos hecho acuerdos y no aumentaremos más la producción. En La Asunta ya está la mitad; si aumentamos, saldrá más de la mitad, y eso no aceptaremos”, manifestó.

TRABAJO DE LA FTC

A pesar de las presiones y los ataques a la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC), Cocarico aseguró que los uniformados no saldrán de esa zona y que su trabajo será constante porque, de lo contrario, se volverá a producir en exceso para el narcotráfico. “Proteger la coca ilegal no es el camino adecuado”, agregó.

Fueron identificados 351 ‘patrones de la coca’ 

A principios de agosto, el viceministro de Defensa Social y Sustancias Controladas, Felipe Cáceres, identificó en la zona verde de La Asunta a 351 ‘jefes’ de la coca que cuentan, cada uno, con hasta cinco hectáreas (ha) de cultivos ilegales, cuando lo permitido es máximo una.

En algunas comunidades del municipio, como en San Antonio, hay 13 productores que tienen hasta cinco hectáreas, a pesar de que en Chulumani, Irupana, Coripata y Coroico, un productor no tiene más de dos o tres catos.

También se identificó a nueve que tienen más de cuatro hectáreas; a 20 con más de tres; a 53 con más de dos y a 256 con más de una.

“A los ‘patrones’ de la coca de La Asunta lo único que les interesa es incrementar los cultivos de la hoja en desmedro de las mayorías. Los verdaderos productores de La Asunta pidieron al Gobierno, al Viceministerio de Defensa Social y Sustancias Controladas, a las Fuerzas de Tarea Conjunta (FTC) y al Comando Estratégico Operacional (CEO) que entremos a la zona verde para hacer cumplir la ley a estas personas que tienen más de cinco ha porque es lo más justo”, dijo.

El ministro Cocarico dijo que en este municipio hay migrantes que cultivan coca para los hacendados y que esas personas cobran entre Bs 150 y Bs 250 para atacar a las fuerzas erradicadoras.