Hamilton vuela y festeja en la ‘casa’ de los Ferrari

El piloto Lewis Hamilton festeja su nueva victoria en la F1, en tierra italiana.
AFP

Monza | AFP
El británico Lewis Hamilton (Mercedes), tercero en la parrilla de salida detrás de los dos Ferrari, se llevó la victoria en el Gran Premio de Italia ayer, y ve así incrementada su ventaja al frente del Mundial de Fórmula 1.
El finlandés Kimi Räikkönen (Ferrari), que partió desde la pole, y su compatriota Valtteri Bottas (Mercedes) completaron el podio.
El alemán Sebastian Vettel (Ferrari) remontó desde el fondo del pelotón hasta la cuarta plaza después de haber colisionado con el monoplaza de Hamilton durante la primera vuelta.
Este nuevo error, después de los cometidos en Azerbaiyán (4º) y Alemania (abandono bajo la lluvia), le relega a 30 puntos del británico.
Hamilton no tembló y nada parece detenerle hacia su quinto título mundial.
El holandés Max Verstappen (Red Bull) cruzó la línea de meta en tercera posición, pero fue sancionado con cinco segundos por un toque sobre el monoplaza de Bottas, por lo que finalizó en quinto puesto.
El líder del Mundial y su principal rival tuvieron un leve choque al inicio de la segunda chicane, cuando Hamilton trataba de adelantar a Vettel, lo que provocó la entrada del coche de seguridad. Los comisarios de carrera decidieron no aplicar sanciones por el incidente.
Vettel tuvo que pasar por boxes para cambiar su alerón delantero, aunque no perdió mucho tiempo, con el vehículo de seguridad en pista y la retirada del monoplaza de Brendon Hartley (Toro Rosso), con una avería.
“Hamilton se defendió bien, intenté estar por detrás, pero no había sitio para pasar. Desgraciadamente, fue imposible evitar el contacto”, afirmó Sebastian Vettel.
“Piloté al límite, teniendo en cuenta los daños del vehículo. El coche de seguridad me ayudó un poco, sin duda”, reconoció el cuádruple campeón del mundo alemán.
Víctima de otro fallo de motor, el australiano Daniel Ricciardo (Red Bull) sufrió su cuarto abandono en seis carreras de este año.
El español Fernando Alonso (McLaren) también tuvo que abandonar. El piloto europeo arrancó decimotercero, llegó a rodar décimo y ocupaba la undécima plaza cuando, por un problema de motor, se tuvo que retirar en la pista en la que había ganado dos veces: en 2007 con McLaren, y en 2010 con Ferrari. El de ayer fue su cuarto abandono del año, el segundo consecutivo.