[Opinión] Petroleras comprometen más inversión en Bolivia

Willy Franz Acarapi Sullca

El alto potencial de hidrocarburos en Bolivia y la seguridad jurídica se constituyen en un estímulo para que petroleras de talla mundial que ya operan en el país garanticen más inversión y otras ingresen por primera vez en estudios de exploración de nuevos reservorios de gas natural y petróleo.

La semana anterior, el presidente de la empresa española Repsol, Antonio Brufau, llegó nuevamente al país, se reunió con el presidente Evo Morales y comprometió $us 500 millones para los siguientes cuatro años en tareas de exploración y explotación en el bloque Caipipendi, ubicado entre Tarija y Chuquisaca; la perforación del pozo Boyuy, que está en su fase final, y el inicio de trabajos en Boicobo, entre otros.

Sin embargo, Brufau no sólo comprometió nuevas inversiones, sino que también destacó el favorable ambiente que existe en Bolivia. Señaló que “se siente muy cómodo con la seguridad jurídica”.

También hizo un cálculo de las reservas probadas de gas natural que tendría el país en este momento, que alcanzaría a 11 trillones de pies cúbicos (TCF por sus siglas en inglés), sólo tomando en cuenta los actuales campos en producción.

Según el Gobierno, el consumo anual es de 0,8 TCF aproximadamente y el nivel de reposición supera el 1 TCF.

Al igual que Repsol, la firma inglesa Milner Capital consolidó su ingreso al país para realizar estudios de exploración en la cuenca Madre de Dios, además de la reactivación de campos maduros en Villa Montes y Algarrobilla, ambos en el departamento de Tarija, y Tita en Santa Cruz, con la finalidad de producir petróleo, principalmente.

Sin duda, el potencial hidrocarburífero de Bolivia continúa despertando interés y en ese marco se anunció la llegada de Gazprom en estos días.