Cementerio en Potosí cobija a restos de un solo excombatiente

El nicho del excombatiente César Elías está en un mausoleo municipal del camposanto potosino.
Foto: José Guzmán

José Guzmán / Cambio

César Elías es el único excombatiente de la Guerra del Pacífico ‘identificado’ que se encuentra en un nicho común en el Cementerio General de Potosí, puesto que dicho lugar no cuenta con un mausoleo de los Héroes del Pacífico.

El encargado de Kárdex y del archivo de dicho camposanto, Jaime Chavarría, informó que hasta 2004 había tres cuerpos de excombatientes enterrados en el lugar. 

Sin embargo, por descuido de los familiares los nichos fueron abandonados y por disposición de la administración de ese entonces se decidió remover a dos cuerpos para posteriormente quemarlos junto a otros 80, a fin de abrir espacio en el cementerio.

“Estas personas, por los registros que tenemos, fueron sacadas de sus nichos, puesto que nunca se edificó un mausoleo específico para los Héroes del Pacífico como lo hay para los de la Guerra del Chaco, por ejemplo. Hasta antes de 2004 nunca se recibieron visitas de sus familiares ni de militares y los nichos estaban en decadencia, además de que esos dos no llevaban nombres en sus placas”, indicó.

Respecto a la tumba de Elías, Chavarría señaló que los familiares del difunto pagaron el nicho de forma perpetua para que nunca sea reubicado ni trasladado a otro cementerio.

No obstante, señaló que el nicho se encuentra desatendido y en mal estado, puesto que no se han recibido visitas de sus familiares “desde que él trabaja en el camposanto (2000)”.

Otro aspecto que dificulta identificar a más héroes que arriesgaron sus vidas por la patria es que en los registros de los libros del Cementerio General potosino, estas personas, al igual que Elías, aparecen inscritas por las profesiones que ejercieron y no por sus rangos militares ni cargos en sus batallones durante esta guerra.

“César Elías fue inscrito como sastre en nuestro registro, el trabajo que él hacía. Pero es el único caso que aclara que fue excombatiente de esta guerra, no se indica qué rango o qué cargo ocupó, si era militar o no”, explicó.

Por tanto, podría haber más cuerpos de excombatientes en esta necrópolis, pero muchos de ellos estarían sin conocerse debido al descuido de sus familiares, quienes no destacaron este hecho en la sepultura de sus cuerpos, y de los gobiernos anteriores, que olvidaron por completo el valor que tienen todos los que ofrecieron sus vidas por defender el territorio nacional de la ofensiva chilena.

Hasta ahora no se encuentran registros del cargo o participación de César Elías en la guerra, lo único que mantiene viva su imagen de exguerrero es la placa insertada en su nicho, que expresa el reconocimiento nacional hacia un soldado que fue a luchar contra Chile por defender la patria, pero que posteriormente falleció a causa de una bacilosis pulmonar (conocida como tuberculosis) a los 70 años de edad, el 9 de enero de 1928 en esta ciudad.

Su cuerpo será removido e incinerado en 2035

Jaime Chavarría, encargado de Kárdex y del archivo del cementerio potosino, informó que todos los cuerpos que estén más de un siglo en el cementerio serán cremados en 2035 y sus nichos serán desocupados para hacer lugar a nuevos difuntos.

“Elías tiene el nicho como perpetuo, pero no está en un mausoleo privado sino en uno municipal, y la disposición es que todos los cuerpos que tengan más de un siglo y se encuentran abandonados, por más de que tengan nicho perpetuo, serán cremados para hacer espacio en este camposanto”, detalló.

Por su parte, el historiador Mauricio Cazorla calificó el hecho como trágico porque un soldado representa un valor “simbólico e histórico” para Bolivia. 

“Todos aquellos cuerpos que aún no han sido identificados y que podrían pertenecer a excombatientes tendrán el mismo destino, a menos que se cree un mausoleo especialmente para todos ellos”, señaló.

Cazorla dijo que una solución sería revisar todos los registros del cementerio y cotejarlos con las listas de los veteranos de la guerra para encontrar a más excombatientes.

Sin embargo, Chavarría acotó que “identificarlos no va a ser tarea fácil” porque el cementerio potosino no cuenta con información de los nichos cuyos nombres se borraron debido a que el tiempo desgastó las placas.