Fracasaron los paros cívicos en Cochabamba y en Potosí

Reducido grupo de personas bloquea una avenida principal en la ciudad de Potosí.
Foto: APG

 

LUIS FERNANDO CRUZ RÍOS  / CAMBIO

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, aseguró ayer que los paros de 24 horas convocados por los comités cívicos de Cochabamba y Potosí fueron un fracaso. Adelantó que la medida anunciada por Santa Cruz para el viernes es política.

“En las dos ciudades (Cochabamba y Potosí), donde sus comités cívicos son de derecha, en desmedro de la población, han querido perjudicar, pero la conciencia del pueblo ha sido más significativa, por lo que han fracasado los dirigentes cívicos de Potosí y se han aplazado los supuestos cívicos de Cochabamba, la situación en el país es de absoluta normalidad”, precisó.

En conferencia de prensa, explicó que en las dos ciudades, pese a que reducidos grupos de personas intentaron bloquear las principales avenidas y calles, las actividades fueron normales en las unidades educativas públicas y privadas, en las empresas, los comercios y mercados.

Sobre el paro cívico convocado para el viernes en Santa Cruz, que exigirá la anulación total del nuevo Código del Sistema Penal, el Ministro de Gobierno aseguró que se trata de “una convocatoria política”.

POTOSÍ
El asesor estratégico de la Gobernación de Potosí, Huber Wayta, denunció que un reducido grupo obligó al cierre de varias tiendas de comercio en el centro de la ciudad, pero éstas eran reabiertas después de que se marchaban, por lo que las actividades fueron normales.

“No hubo un paro, el cierre de algunos comercios fue por obligación, hemos visto grupos de choque de 10 personas que obligaban a los negocios, pero se iban y se abrían”, manifestó. En ese contexto, algunos afectados, que prefirieron guardar en reserva su identidad, señalaron que no se trataba de una paro, sino “de una dictadura cívica” que afecta a los que viven por la venta diaria de sus productos.