Ataque de Estados Unidos en Siria es una amenaza para la paz mundial

Foto: AFP
Sesión del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas.

 

Agencias

Los bombardeos lanzados por EEUU en Siria representan una violación al derecho internacional y son una grave amenaza a la paz y la seguridad mundiales, afirmaron, por separado, el presidente Evo Morales y el embajador de Bolivia en el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Sacha Llorenti.

Morales, en su cuenta de Twitter @evoespueblo, mencionó ayer que el bombardeo con misiles contra un aeropuerto militar en Siria es una acción “imperial”.

“Las acciones unilaterales son acciones imperiales. A #EEUU No le interesa el derecho internacional, deja de lado la #ONU cuando le conviene”, dijo el Presidente en su cuenta de Twitter.

Morales agregó en otro tuit que los problemas internos de los países “se resuelven con diálogo, no con bombardeos”, y opinó que esa acción “amenaza a la seguridad internacional y la paz mundial”.

El bombardeo se produjo con misiles lanzados desde destructores estadounidenses desplegados en el Mediterráneo, como una represalia por el ataque de armas químicas en Siria que dejó decenas de muertos y que Washington atribuye al gobierno de Bashar al Asad.

El gobernante boliviano también dijo en esa red social que el ataque realizado contra la base de Siria “es una acción que viola los principios de la Carta de Naciones Unidas”, y siente que el caso de las armas químicas es una “excusa para la intervención militar”.

Crítica al unilateralismo 

Así también, el Jefe de Estado y Sacha Llorenti hicieron referencia a la intervención unilateral.

“No comparto con países que dicen defender la democracia, la paz e institucionalidad, y que ahora apoyan la unilateral intervención militar”, escribió Morales en Twitter.

Entretanto, en su participación en el Consejo de Seguridad, Llorenti señaló que los bombardeos lanzados por el gobierno de Donald Trump en Siria afectan la investigación que promueve la ONU sobre el ataque con armas químicas en la provincia siria de Idlib.

“Mientras nos esforzábamos por plantear alternativas y así llegar a consensos, y demostrar unidad en el Consejo de Seguridad, EEUU ataca unilateralmente”, afirmó Llorenti. El embajador acusó a Trump de presentarse como “verdugo” del Gobierno sirio de Bashar al Asad.

“Cuando todos estamos aquí discutiendo y exigiendo una investigación independiente, EEUU se convierte en el investigador, en el fiscal, en el juez y en el verdugo”, señaló.

Asimismo, criticó a Washington de apelar al multilateralismo solo cuando esté dentro de sus intereses.

La posición de Rusia

El representante de Rusia, Vladímir Safrónkov, advirtió a Washington contra los intentos de imponer un ultimátum a Damasco, ya que —dijo— “no funciona”. 

“O cooperamos de manera profesional o los ultimátums no funcionarán”, dijo, y añadió que “el mundo se volvió complejo y multipolar, y ya no se puede vivir así”.

Safrónkov calificó las acciones de Washington en Siria de “grave violación del derecho internacional y un acto de agresión”, que podría tener “consecuencias fuertes para la estabilidad regional e internacional”.

El representante ruso destacó que últimamente el Gobierno de EEUU “ha hablado mucho” de la necesidad de combatir el terrorismo internacional, justificando de esta manera la presencia de tropas estadounidenses y de sus aliados en el territorio sirio, “a pesar de que estaban allí sin invitación del Gobierno legítimo de Siria y sin la sanción del Consejo de Seguridad de la ONU”.

“En realidad, la agresión de Estados Unidos no hace más que fortalecer el terrorismo”, recalcó Safrónkov, y agregó  que los terroristas “se animaron” al recibir “este tipo de apoyo de Washington”.

El representante ruso reiteró que el Ejército sirio “fue y sigue siendo la principal institución de la lucha contra el terrorismo” en Siria, y recordó las consecuencias que la destrucción de las instituciones de las Fuerzas Armadas en Irak y Libia tuvo para estos países.

En relación con el reciente progreso logrado en la solución de la crisis, Safrónkov lanzó una pregunta a EEUU: “¿Qué objetivos han perseguido cuando socavaron este progreso, logrado, por cierto, no gracias a ustedes?”.

“EEUU, Francia y el Reino Unido están obsesionados con la idea paranoica de derrocar a Al Assad”

El representante ruso denunció la “obsesión” de Washington, Londres y París con la “paranoica idea” de derrocar al Gobierno legítimo de Siria.

Según el diplomático, esta obsesión “se percibe claramente” en el comportamiento y el discurso “poco diplomático” del embajador británico Matthew Rycroft, a quien acusó de utilizar “argumentos y acusaciones de baja calidad y no profesionales” contra Rusia.

“Se lo advierto una vez más: ni se les ocurra enemistarnos con el mundo árabe, no va a funcionar (...) Occidente teme investigar lo ocurrido con las armas químicas en Siria”, remarcó.

El diplomático ruso ha indicado que occidente “ni siquiera estaba interesado” en una investigación “independiente e imparcial por los órganos competentes de lo que realmente ocurrió” en la provincia siria de Idlib.

EEUU disparó 59 misiles crucero Tomahawk desde buques de guerra en el Mediterráneo contra la base aérea de Al Shayrat, causando fuertes daños.

El ataque —la mayor decisión militar de Trump— marcó una dramática escalada en la participación estadounidense en la guerra civil de Siria.

Se produjo luego de días de indignación por unas imágenes de niños muertos y víctimas sufriendo convulsiones por el supuesto ataque con gas sarín en la ciudad de Jan Sheijun.

 

Washington advierte en la ONU sobre una nueva intervención militar

La embajadora estadounidense en la ONU, Nikki Haley, amenazó ayer con una nueva acción militar de su país en Siria después del bombardeo dispuesto por Washington contra posiciones del régimen sirio en represalia por un presunto ataque químico a Damasco.

“Estados Unidos tomó una decisión mesurada la noche pasada” con el ataque a una base aérea siria, explicó Haley en el Consejo de Seguridad. “Estamos dispuestos a hacer más, pero esperamos que ello no sea necesario”, añadió.

El Consejo de Seguridad se reunió en una sesión de emergencia para discutir las acciones de Estados Unidos en Siria, que Rusia señaló como una “flagrante violación del derecho internacional y un acto de agresión” .

Haley dijo que los ataques con misiles destruyeron un campo aéreo desde el cual Estados Unidos cree se lanzaron los supuestos ataques químicos contra la ciudad de Jan Sheijun, controlada por los rebeldes. 

“Estados Unidos ya no esperará a que Al Assad use armas químicas sin consecuencias”, dijo Haley. “Esos días han terminado”, añadió.

Mientras amenazaba con nuevos ataques, la Embajadora estadounidense también dijo que era hora de proseguir en la búsqueda de una solución política a la guerra de seis años.

“Ahora debemos pasar a una nueva fase: un camino hacia una solución política a este horrible conflicto”, subrayó.

Haley volvió a señalar a Rusia por no controlar a su aliado y dijo que Moscú debe reconsiderar su apoyo a Al Assad.