Romero: Bolivia demostró que la guerra de EEUU contra las drogas es un fracaso

Efectivos militares participan en la erradicación de hoja de coca excedentaria en el país.
Foto: Cambio

(Luis Fernando Cruz Ríos / Cambio).- Bolivia afirmó en la LX sesión de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que la denominada estrategia de lucha contra las drogas planteada por Estados Unidos (EEUU) es un fracaso, y reafirmó su compromiso de lucha frontal contra ese ilícito.

“A la luz de los datos oficiales, coincidimos en que la estrategia denominada de guerra contra las drogas ha fracasado, puesto que el año 2006 teníamos 208 millones de personas consumidoras de drogas en el mundo, cifra que se incrementó a 247 millones en 2014, de los cuales casi 30 millones son consumidores problemáticos en condición de dependencia y 1,7 millones están afectadas por el VIH-sida”, aseguró el ministro de Gobierno, Carlos Romero.

Las políticas asumidas en materia de lucha contra el narcotráfico —explicó— se realizan en cumplimiento de los acuerdos establecidos en la Sesión Especial de la Asamblea de las Naciones Unidas (UNGASS) sobre drogas.

Señaló que en los últimos ocho años, en el país se han realizado acciones significativas contra ese ilícito en 109 millones de hectáreas, 1.090.000 kilómetros cuadrados de superficie, con operativos exitosos.

Además, manifestó que en los últimos siete años se invirtieron 245 millones de dólares en la compra de helicópteros con tecnología francesa para la lucha contra el narcotráfico y que se comprometieron 213 millones de dólares para la radarización y control del espacio aéreo porque Bolivia es el corazón de Sudamérica y se hace vulnerable al tránsito de drogas.

Siete de cada 10 consumen
El ministro de Gobierno, Carlos Romero, aseguró que la Ley General de Coca incluye la reserva de la Convención de Viena, que legaliza el consumo tradicional de ese producto de acuerdo con sus particularidades culturales ancestrales, toda vez que un reciente estudio ha demostrado que en Bolivia, siete de cada 10 personas consumen la milenaria hoja. Asimismo, explicó que durante la década de los 80, en el territorio nacional existía una superficie de coca superior a las 50.000 hectáreas; en la década de los 90 superaba las 45.000 hectáreas, y en los últimos seis años se redujo a 20.200 hectáreas, de acuerdo con una reciente certificación de la UNODC.

Droga
En tanto que la Ley de Sustancias Controladas recoge la filosofía de la UNGASS de preservación de la salud pública, el respeto a los derechos humanos, la no injerencia externa y la responsabilidad compartida en materia de lucha contra las drogas.

Asimismo, en la parte punitiva se complementa con una actualización del nuevo sistema penal “(…) A partir del criterio de proporcionalidad de penas, establecerá sanciones duras para los cabecillas del narcotráfico, y sanciones en distinta gradación para quienes estuvieren involucrados en las actividades del narcotráfico”. “Que sea una oportunidad de reafirmación del Estado de Bolivia para asumir sus compromisos y responsabilidades en materia contra las drogas y el narcotráfico”, concluyó Romero.