Alandia expone en el Museo de Arte

Jackeline Rojas Heredia / Cambio
“Empecé a dibujar desde pequeño, a trabajar en la pintura de los años 90. En realidad no tengo una hora predilecta para trabajar, lo hago en cualquier momento pero me gusta mucho la última luz de la tarde”, narró Marco Alandia Navajas.
Se trata de un artista cuyo lenguaje se expresa con mayor facilidad cuando halla la combinación perfecta entre el color, la luz y lo que emerge de su espíritu inquieto. “El color es una de las energías más fuertes y expresivas que conozco y es el medio que utilizo para expresar y reelaborar emociones, sensaciones originadas en varias cosas, principalmente en otras pinturas, en cerámicas, en tejidos precolombinos, en la naturaleza”, comenta.
Acota que por hoy (ayer) no tiene más que decir. Calla. Con su silencio, pide ser interpretado a través de sus pinturas colgadas en páginas de internet, pinturas que se mueven, se hunden, se hacen grandes, pequeñas, oscurecen e irrumpen en una explosión colorida como una danza, un cuento, una vida. El inicio y el fin y el volver a nacer y renacer.
La muestra del artista estará abierta a partir de hoy a las 19.00, en el Museo Nacional de Arte (MNA) entre las calles Comercio y Socabaya. Alrededor de una veintena de óleos podrán apreciarse en gran formato y estilo abstracto.